domingo, 8 de mayo de 2011

Mi corazón late al compás...





Primero fueron las vacaciones, después vinieron la vagancia y el no parar y por último un empacho de los míos de esos que no quieres ni oír hablar de comida jajaj....así que hoy retomo la actividad del blog y vuelvo a jugar a las cocinitas y eso que tengo una semana por delante de lo más ¿divertida? entre estudiar, preparar exámenes, hacerlos, corregirlos...ufff




Bueno...bueno...no me podré tremendista y para abrir boca os dejo un aperitivo utilizando, una vez más, el ingredientes por antonomasia de la cocina abulense...








YEMAS DE LA SANTA VERSIÓN MULTICOLOR












Ingredientes:


Yemas de Ávila


1 manojo de espárragos trigueros


1 lata de anchoas (evitaremos las de oferta...lo digo por experiencia jajaj)


Huevas de trucha


Aceite de oliva Virgen Extra


Eneldo fresco


Sal Maldon






Antes de empezar con la receta, picamos un manojito de eneldo fresco y lo dejamos macerar con aceite de oliva.


Cortamos y pelamos los espárragos procurando reservar para esta tapa las yemas (el resto podemos reservarlo y utilizarlo para otros menesteres), las hacemos en la vaporera poniendo en el agua de cocción una estrella de anís para que le dé aroma y sabor.





Cuando estén listos los espárragos (ojo, no pasarse con la cocción que la gracia es que estén algo crujientes) montamos el plato poniendo una base de los mismos, con una yema y coronamos la historia con una anchoa y unas huevas de trucha.


Por último añadimos unas escamas de sal para que le den una textura crujiente y salseamos ligeramente y con ayuda de un biberón, con el aceite de eneldo.




La gracia de esta receta es jugar con las distintas texturas del crujiente de los espárragos y la sal y el momento explosión de las huevas.




La verdad es que es una combinación arriesgada pero deliciosa !!!! Agridulce total !!







**// El Pick-Up de Cabriola: EL TWIST DEL AUTOBÚS



(by Paco Clavel)

5 comentarios:

LA COCINERA DE BETULO dijo...

El contraste dulce-salado y las diferentes texturas lo hacen muy apetitoso.
Besos.

María Jesús dijo...

Yemas y espárragos me gusta la idea….
Un beso:)

Pilar dijo...

¿y cómo ibas a hacer tú una combinación que no fuera arriesgada?, no serías tú :)
Evitaré las anchoas de oferta y las huevas, que no me gustan, por lo demás me apunto a tu rico plato.
Ánimo que ya queda poco
Besos

Quo dijo...

Anda que no sabes tu ni nada... vaya platazo! es total.
besos

CHECHE dijo...

Muy apetecible esta tapa, me gusta y totalmente de acuerdo en lo de las anchoas de oferta, pero hija, a quién no le ha tentado lo barato, pero bueno se aprende de todo y de anchoas también.
En casa para eso el sibarita es mi marido que le encantan, cuando vsamos al super el es el que se para en los refrigerados, mira remira y volvemos cargados de latitas, pero de las buenas, besos.